Beneficios del yoga en familia

Beneficios del yoga en familia

Beneficios del yoga en familia

Los beneficios del yoga en papás y bebés son múltiples. Esta disciplina presenta una vertiente emocional y otra física que interactúan ayudándote en el día a día. Los expertos recomiendan la práctica entre la semana 4-6 tras el parto natural o bien, a las 8-10 semanas de una cesárea.

El yoga es una disciplina divertida que no está contraindicada en ningún caso y que puede practicarse en familia. Fomenta las relaciones de los peques con otros niños sin ser una actividad competitiva. Tiene beneficios directos sobre la autoestima y el estado de felicidad general. Es además una de las premisas del yoga. Una disciplina para vivir y ser feliz, como explica Mayte Criado, Directora y fundadora de la Escuela Internacional de Yoga, en este artículo de su blog.

6 beneficios del yoga en peques

  1. Ayuda a fortalecer los músculos. El desarrollo de posturas repercute sobre los músculos mejorando su fuerza. Refuerza la correcta posición del cuerpo y evita la aparición de problemas en puntos concretos como la espalda o columna vertebral.
  2. Mejora la flexibilidad. Los pequeños estiran músculos y articulaciones clave como
  3. Permite la relajación. A través del control de la respiración los pequeños consiguen concentrarse en su cuerpo. Algo especialmente útil en los niños nerviosos.
  4. Aumenta su concentración. Los niños deben centrar su atención en la consecución de posturas y en el ritmo respiratorio propio del yoga.
  5. Estimula la imaginación. Gracias a la inquietud por conseguir nuevas posturas, llegar al máximo en los estiramientos o visualizar momentos, paisajes o figuras en momentos como la relajación.
  6. Enriquece la creatividad. Los peques pueden imaginar nuevos estiramientos en cada clase y desarrollan posiciones no puestas en práctica anteriormente. Con ello su autoestima mejora. Descubren su capacidad de participar en el grupo, la posibilidad de hacer cosas nuevas y comparten la experiencia con otros pequeños.

La recomendación general para la práctica del yoga en niños sin papás son los 4 años. A esta edad comprenden aquello que se les pide y pueden ponerlo en práctica por su cuenta. Hasta ese momento mamás y papás pueden participar en familia de las clases.

¿Qué vestir para disfrutar del yoga?

Ahora que ya conoces los beneficios del yoga, ¿te animas a practicarlo? Para que el pequeño se sienta cómodo en cada clase debe ir con ropa ligera y descalzo. zapato FEROZ respeta la filosofía de andar descalzo y se adapta como un guante al pie del pequeño.

Así que hasta cumplir los 2 años aproximadamente, si quieres proteger sus piececitos del frío o del contacto directo con el suelo puedes visitar nuestra tienda online. Descubre la colección de zapato FEROZ y elige modelo para la práctica del yoga. ¡Te recomendamos la botita chelsea! Fácil de poner y quitar gracias a sus gomas elásticas.

María Lluna
comunicacion@zapatoferoz.es
Sin comentarios

Dejar un comentario

¿QUIERES UNA GALLETA?

Las cookies nos ayudan a recordar tus preferencias. Más información: política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies

10% DESCUENTO

si te suscribes a nuestra Newsletter
Obtener descuento
close-link